Cada vez llegan más móviles con 5G. En consonancia, el reclamo de esta conectividad se extiende a la vertiente de los rugerizados, los teléfonos ultrarresistentes. Estas semanas se han oficializado las propuestas de la hongkonesa Blackview (BL6000 Pro) y las chinas Ulefone (Ulefone Armor 10) y Oukitel (Oukitel WP10).

El Blackview BL6000 Pro 5G, financiado a través de una campaña de crowdfunding en Indiegogo, puede utilizarse a 30 grados bajo cero (el Ice Mode permite que sus funciones básicas se mantengan en esa situación), soporta caídas de hasta 1,5 metros de altura (MIL-STD-810G), se rige por la resistencia al agua como señala la IP68 (hasta 1,5 metros de profundidad durante 30 minutos) y cuenta con certificación IP69K (altas presiones).

Este dispositivo, compatible con redes NSA y SA, integra el procesador Dimensity 800 (MediaTek) y una batería de 5.280 mAh (contempla la carga inalámbrica) y viene en una configuración de 8 GB + 256 GB. Su pantalla, protegida con Corning Gorilla Glass 3, ofrece una resolución FHD+ y alcanza las 6,36 pulgadas. El panel integra una cámara Samsung de 16 MP. En la trasera figura un sistema de triple cámara con la Sony IMX582 de 48 MP al frente.

Con Android 10, pesa 273 gramos y cuesta 699,99 dólares (580 euros al cambio), si bien está de oferta por 449,99 dólares (374 euros).

Las certificaciones MIL-STD-810G, IP68 e IP69K definen también la resistencia del Ulefone Armor 10 5G, que a su vez se fundamenta en el citado chip Dimensity 800 y su 5G funcionará tanto en la actual fase como en la siguiente (NSA y SA).

Con 8 GB + 128 GB (hasta 2 TB con microSD), este móvil Android dispone de una batería de 5.800 mAh con carga rápida e inalámbrica de 15W. Su pantalla FHD+ (LCD/IPS) es de 6,67 pulgadas, en la que exhibe un sensor de 16 MP. En el módulo trasero se conjugan cuatro cámaras, la principal de 64 MP, una ultra gran angular de 8 MP, una macro de 5 MP y una de profundidad de 2 MP.

Pesa 328 gramos y tiene un precio de partida de 549,99 dólares (alrededor de 456 euros).

El mencionado procesador de MediaTek y las certificaciones ya expuestas aparecen de nuevo en el caso del Oukitel WP10 5G, que en preventa entraña un desembolso de 649,99 dólares (539 euros) y que se comercializará a partir de enero. Más allá de lo rugerizado, su principal rasgo reside en su descomunal batería de 8.000 mAh (carga rápida de 18W), lo que supone que en reposo permanezca encendido hasta 780 horas.

La pantalla, protegida con Corning Gorilla Glass, es una FHD+ de 6,67 pulgadas con sensor para selfis de 16 MP. En la trasera exhibe cuatro cámaras, una Sony de 48 MP, una ultra gran angular de 13 MP, una macro y una de profundidad, ambas de 2 MP.

También con Android 10 de fondo y con soporte para 5G NSA y SA, llega en una configuración de 8 GB + 128 GB.

Apúntate a nuestra newsletter y recibe en tu correo las últimas noticias sobre tecnología.

Get Free Traffic